La nueva generación de Hollywood (I)

por lendria

En los últimos años ha surgido en la Meca del cine un grupo de directores que parecen estar empeñados en cambiar el séptimo arte. Ninguno de los que pretendo analizar pasa de los 52 años y la mayoría aún sufren la crisis de los 40. El número de películas de algunos de ellos puede contarse con los dedos de las manos. A día de hoy todos son un seguro en taquilla y la mayoría tienen permiso para hacer lo que les apetezca.

Han conseguido generar a las nuevas generaciones un renovado interés por el cine (aunque sea viéndolo por Internet :P) y lo hacen con ideas innovadoras y técnicas revolucionarias.

No se encuentran demasiadas similitudes entre ellos como grupo, pues cada uno tiene una marca muy personal, pero creo que su obsesión porque la psicología del personaje no sólo se intuya, sino que nos atrape, podría ser una de ellas.

Seguramente acabemos hablando de la mayoría en un artículo para ellos sólos porque creo, sinceramente, que se lo merecen, pero hoy toca hacer un pequeño repaso de todos ellos.

El primero de la lista es David Fincher, es el primero sencillamente porque es uno de mis directores favoritos.

Llegó a esto de la gran pantalla con “Alien 3” (1992) (de acuerdo, no es el mejor comienzo). Depués de eso se decidió jugar con nuestras mentes y convertirse en el señor del trhiller  moderno con películas como: “Seven” (1995) donde Kevin Spacey demostró que sí sabe hacer de malo si el papel vale la pena (sí, estoy metiéndome sutilmente con “Superman Returns“… vaya, ahora ya no es tan sutil); “The Game” (1997) en la que creemos resolver el misterio 4 o 5 veces antes de darnos cuenta de que… (spoiler); “El club de la lucha” (1999) donde hizo el gran descubrimiento de que Helena Bonham Carter si no se viste con estética Tim Burton (no sé definirlo mejor) está buena; o “Zodiac” (2007).

Con esto bastaba para ganarse el respeto de todo el mundo habiéndonos dejado tan pegados al sillón que llevaremos cojines en la espalda durante años.

Pero David cogió aire y nos sumergió en un paseo por el siglo 20 de la mano del señor Button y su historia al revés. Una película de esas que o te aburre hasta el extremo o te encanta (a ver si adivináis cuál es mi caso).

Por sus próximos proyectos parece que va a seguir probando cosas nuevas, como la adaptación americana de la saga “Millenium“.

De lo que no tengo dudas es de que venga lo que venga seguro que será algo innovador y sorprendente.

El señor Christopher Nolan, ese hombre capaz de hacernos pensar y plantearnos todo en términos existenciales ya se trate de una película de superheroes, de magos o este protagonizada por Leonardo Di Caprio (un comentario sobre Leo, sea el que sea, siempre suma visitas).

Un cine que se caracteriza por dar siempre una vuelta más a las cosas, le ha llevado a estar en la lista de mayores recaudaciones, pero también en las listas de directores favoritos del momento tanto de público, como de la industria. Nos presenta la verdad con todas sus caras y finalmente nos hace saber que ninguna es del todo cierta.

Enamoró a todos los fans del cómic reviviendo a uno de los superheroes más laureados, después de lo que había hecho con él ese malvado llamado Joel Schumacher (para mí el peor de los villanos que han atacado a Bruce Wayne). Ambas películas, y esperemos que la que queda también, han dado un salto y superado el género de superheroes, para ser una saga sobre el hombre que se viste de Batman. Ahora nos hace dudar de nuestra propia existencia e imaginación en “Origen” (2010) en la cual una vez más nos lleva al borde de la desesperación en la búsqueda de comprensión de una manera sublime.

Todo esto con sólo 40 años. Quién sabe hasta donde podrá llegar, siempre bien acompañado de su hermano y David S. Goyer como guionistas.

Darren Aronofsky va camino de convertirse en uno de los directores más perturbadores del mundo del cine. Otro Tarantino diréis, nada más lejos, sus historias se centran en lo que ocurre dentro de la mente humana y consigue llevarlo hasta el extremo.

La desesperación es uno de sus temas favoritos y esto puede verse en su filmografía que aunque no muy extensa, no deja a nadie indiferente.

Le apasionan las historias relacionadas con el fracaso y la obsesión como podemos ver en películas como “Pi (fé en el caos)” (1998), “Requiem por un sueño” (2000) en la que destaca una impresionante escena final que va ganando en intensidad con el in crescendo de la música, “The Wrestler” (2008) y ahora “Cisne Negro” (2010).

Se caracterizan todas sus películas por la creación de una atmósfera cada vez más agobiante, que te atrapa y te consume como ocurre con los protagonistas.

Continuará…

Lendria

Anuncios

2 comentarios to “La nueva generación de Hollywood (I)”

  1. jo tio… y lo dejas ahi… yo ya me estaba haciendo las palomitas…
    que llegue pronto ese continuará, o me loi a hostias! ¬¬
    xD

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: