Calimero: El único ser vivo con los huevos en la cabeza

por Pantxo

Mas allá de su calidad ( o su ausencia de ella para algunos), si existe una serie de dibujos animados que se haya ganado un lugar privilegiado en nuestros corazones, son las aventuras del pajarillo Calimero, el pequeño e incomprendido personaje creado en Italia, allá por los años 60, y que en principio era tan solo la imagen de los anuncios de una marca de detergente, hasta que los ojos de la animación japonesa se posaron sobre él, y el mítico estudio Toei lo lanzo al estrellato.

Calimero es la imagen del ser inadaptado, desafortunado, casi por momentos hipocondriaco, y siempre marginado por ser el único pollito de plumaje negro nacido en el seno de una familia de plumas amarillas (a día de hoy, los mas amantes de la corrección política verían en esto un enaltecimiento de la xenofobia). Sus aventuras desprendían una inocencia e ingenuidad, que sin duda se han convertido en los estandartes del recuerdo que “Calimero” nos dejo a todos. Junto a ello, la variedad de personajes que conformaban el mundo del pequeño pollo, como su novia Priscila, su amigo Valeriano, o el pato Piero, dotaban de aun más magia y color a la serie.

Insisto, a mi entender no se trata de unos dibujos animados especialmente buenos técnicamente, es más, diría que son incluso algo cutres, pero la serie desprende de principio a fin ese “algo” que la identifica perfectamente y que pasados los años, la han convertido en poco menos que un icono. Se emitió por primera vez en 1974, se reedito en forma de anime en el año 1992, y como no podía ser menos en estos tiempos, ya se habla cada vez con más fuerza de un posible “remake”, que sería en mi opinión más que refrescante en medio de la vorágine de “Bakugan”, “Gormiti” y compañía, series que en comparación, y bajo mi humilde punto de vista, poco o nada tienen que hacer en comparación, si bien es cierto que a medida que crecemos es casi inevitable que cualquier tiempo pasado nos parezca mejor.

No obstante, no perdamos de vista la realidad. Si por algo mola Calimero es porque concretamente el, es un personaje bastante tonto, tibio, incluso absurdo, y en buena parte en eso reside su gracia, en los adultos lamentos que el pajarito suelta con su vocecilla de pito, entre las que destaca, sin duda esa gran “Nadie me quiere porque soy pequeño y negro” frase que, insisto, hoy sería tomada como un claro grito de denuncia contra el racismo 😛

En fin, termino aquí confesando que este pequeño articulo nace, además de por el hecho de que esta sea una de las series de mi infancia, de una conversación con mi amiga Micaela en la cual llegamos a la inequívoca conclusión de que un ser vivo con un huevo en la cabeza, se merecía una mención especial en un blog de cine y televisión, de modo que aquí lo dejo, especialmente dedicado para Mica 😉

Un saludete!

Pantxo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: